Cómo actuar en caso de pérdida del teléfono

Perder un smartphone supone mucho más de lo que antes suponía perder un “teléfono móvil GSM”. Quedarse sin agenda y mensajes antes suponía un engorro, pero con el smartphone se pueden ir fotos, correo electrónico, mensajería, cuentas de redes sociales, datos bancarios… con lo que todo ello supone. Intentaremos en esta entrada cómo actuar y minimizar pérdidas en caso de la pérdida de tan preciado dispositivo.
Antes de que pueda ocurrir la pérdida, es muy importante tomar una serie de medidas y precauciones:
Apunta y mantén accesible el código IMEI. Al igual que tu tienes tu DNI personal, el código IMEI es el de tu dispositivo, su identificador único, y resulta útil para que la compañía operadora pueda, en su caso, bloquearlo si se sabe o sospecha que pudiera haber sido robado. Para conocer el mismo hay dos opciones: mirarlo en la etiqueta que suele estar bajo la batería y/o (obligado en smartphones cuya batería no es accesible, como los iPhone) pulsando *#06# en el teclado de llamadas. Lógicamente no vale con tenerlo únicamente apuntado como nota en el smartphone, sino que debe estar accesible por varias vías simultáneas (nube, cartera, cajón, etc.)
Ten activo siempre el bloqueo de terminal. No supone una verdadera solución, pero al menos da algo de tiempo en caso de pérdida o robo, y aunque resulta molesto escribir una contraseña cada vez que se debe mirar algo, sin duda es algo muy recomendable.
Instala aplicaciones de localización y protección. En el mercado existen diferentes aplicaciones que permiten diversas opciones, tales como rastrear la ubicación del dispositivo, mandarle un aviso (por si un alma caritativa lo ha encontrado y no tiene intención de “adueñarse” de él), contactar, bloquear el dispositivo o incluso borrar todos sus datos. Los dispositivos móviles de Apple cuentan con “Buscar mi iPhone”, los Windows Phone 8 con la aplicación “Encuentra mi teléfono”, los Samsung con “Localizar mi móvil”, los Android con “Cerberus”, “Android Lost”, “Where´s my Droid”, los Blackberry con “Blackberry protect”,…
Haz copias de seguridad habitualmente. Al menos una vez al mes (más en usuarios más intensivos) permite evitar la pérdida de todos los archivos y datos que se encuentren en el dispositivo.
Si cumples todas esas premisas, en el caso de que en alguna ocasión se produzca la pérdida o robo de terminal, podrás mantener cierta tranquilidad, pero debes proceder siguiendo los pasos que se detallan a continuación.
El primer paso es intentar contactar con tu dispositivo, realizando llamadas o escribiendo algún mensaje a tu número de teléfono, pues quizá lo has olvidado en alguna parte y alguien lo encuentre y se brinde a devolverlo (con o sin compensación económica, dependiendo el caso). Ten en cuenta que si alguien se lo encuentra y pretendiera devolverlo, si el terminal se encuentra bloqueado, no puede hacer nada hasta recibir una llamada (bien es cierto que debería entregárselo a la policía cuanto antes).
Dirígete rápidamente a redactar la correspondiente denuncia en el cuartel de Policía más cercano, pues cuanto antes lo hagas, más posibilidades existirán para poder encontrar el terminal gracias a los servicios de localización que ya deberías tener instalados.
Desde el cuartel, y de acuerdo con la policía, accede si es posible desde otro dispositivo o navegador web a la aplicación de localización y protección anteriormente comentadas. Progresivamente vete enviando señales de contacto, mensaje, bloqueo o, llegado el caso, borra los datos.
El siguiente paso sería llamar a tu operador para proceder con el bloqueo de tu tarjeta SIM. De esta manera, nadie podrá cargar en tu factura llamadas o datos que no has consumido tú realmente. A continuación, con el IMEI, deberían proceder al bloqueo total del dispositivo (tú ya no lo tendrás, pero quien lo tenga le quedará inutilizado).
Si has tomado las debidas precauciones y seguido todos los pasos, relájate, pues has hecho todo lo que estaba en tu mano. Si tienes suerte quizá la policía consiga recuperar el dispostivo en las siguientes horas. Ten en cuenta también que existen webs como “gentehonesta.com” en donde se pueden registrar objetos perdidos para intentar contactar con los propietarios. Si no fuera así, y no lo recuperaras, al menos tus datos los tienes a salvo y lo que te queda será hablar con tu compañía operadora/seguro y ver opciones de reemplazar el terminal, pero mientras tanto… recuerda que ¡hay vida en la desconexión!.

Sobre DYSTEC

DYSTEC Soluciones Tecnológicas Luis J. 249 post in this blog.